divendres, 15 d’abril de 2011

capitalisme global...

El mercado de bonos es de una magnitud escalofriante: unos 50 billones de dólares, una parte gigantesca de la economía mundial. Las Bolsas solían ser antes el principal centro de interés, pero Europa ha descubierto el poder del mercado de deuda durante la crisis: los incendios en los países periféricos han obligado a Grecia, Irlanda y Portugal a solicitar el rescate a sus socios europeos y al FMI. De momento, las ayudas no funcionan y el fantasma del impago sobrevuela a los países más castigados, pero el tabú está cada vez más cerca de dejar de serlo: los políticos europeos empiezan a reconocer que Grecia está cerca de la reestructuración. El ministro alemán de Economía, Wolfgang Schäuble, aseguró ayer que Atenas podría verse obligada a adoptar "medidas adicionales" para hacer frente a su crisis fiscal si el examen del BCE y de la Comisión Europea en junio demuestra que su situación es insostenible.

Quina societat podrà soportar per més temps la càrrega que suposa la pèrdua de drets a canvi de que es mantingui la riquesa d'uns pocs? I encara no n'hi ha prou, cal sacrificar-se més, i MÉS i MMMMEEEEEÉS